Viernes, Marzo 22, 2019

 Federación Española de Transporte Discrecional de Mercancías

ATA vaticina o una avalancha de multas o desabastecimiento cuando Madrid Central empiece a multar a partir del 15 de Marzo

multas

Desde la asociación de transportistas autónomos denuncian la falta de capacidad del ayuntamiento para abordar cuestiones como los repartos nocturnos y servicio puntuales fuera de horario

ATA, organización que aglutina a una buena parte de los transportistas autónomos de la capital, quiere trasladar su preocupación por la falta de sensibilidad de los representantes municipales, una falta de sensibilidad que entendemos que sólo puede atribuirse a una voluntad política de avanzar con el proyecto a cualquier precio, ya que sería ilógico pensar que esa falta de sensibilidad fuera debida a la ignorancia o desinterés, dada la gravedad de la situación que se avecina.

Tras la última reunión mantenida con los responsables del ayuntamiento, en la mesa de evaluación continua, ATA ha trasladado a la opinión pública “su perplejidad ante la falta de capacidad de los representantes del ayuntamiento a la hora de dar soluciones a las propuestas formuladas por los transportistas ante el inminente caos que puede suponer la puesta en vigor del régimen sancionador el día 15 de marzo”.

Desde la asociación han manifestado en varias ocasiones que “hay una serie de circunstancias que no contempla Madrid Central como son los repartos nocturnos (absolutamente necesarios) y los servicios puntuales fuera de horario, algo que una ciudad como Madrid necesita y prueba de ello es que son muchos los servicios que diariamente se realizan en estas circunstancias”.

“Los responsables del ayuntamiento-afirma Antonio Villaverde, presidente de ATA- sentados en la mesa de evaluación no han sido capaces de dar respuesta a estas situaciones que se están dando a diario, son imprescindibles y necesarias y si nadie lo remedia a partir del 15 de marzo serán motivo de sanción”.

Para ATA, llegado este punto, después de este día 15 se dibujan dos posibles escenarios; “o bien se produce una avalancha de sanciones ante la gran cantidad de situaciones no contempladas por Madrid Central, o se generará un alarmante desabastecimiento tanto de productos como de servicios básicos para el normal funcionamiento de una ciudad como Madrid”.

Para el colectivo de transportistas autónomos el sinsentido de este encuentro se produce “ante la escasa voluntad mostrada por escuchar, y mucho menos, estudiar, las propuestas trasladadas por los transportistas, en relación con las importantes carencias detectadas por los profesionales del transporte a la hora de pedir permisos especiales para casos puntuales ante la inminente entrada en vigor del proceso sancionador previsto para el día 15 de este mes”.

Del mismo modo, en esta reunión ATA ha reclamado el cumplimiento del compromiso asumido en su día frente a los transportistas por parte de Manuela Carmena a ampliar el distintivo B durante un año.